Estrella flamígera con la G en el centro.
Comentarios Herméticos

«¡Gloria al Trabajo!»

Indice
*
Presentación
*
Simbolismo y Arte
*
Hermetismo y Masonería
*
En el Vientre de la Ballena
*
Esoterismo Siglo XXI
*
El Simbolismo de la Rueda
en los
Documentos de la Iglesia Secreta
I - II - III ➚
*
El Simbolismo Precolombino
*
Enlace a la web del autor de las obras cuyas citas se comentan:
FEDERICO GONZÁLEZ
Alquimia, Metafísica, Tradición Hermética
*

GUIA BIBLIOGRAFICA
DEL ESOTERISMO
*

Jonás y la ballena: fresco en las catacumbas de Santa Domitila y San Pedro, en Roma..
Jonás y la ballena. Catacumbas de Sta. Domitila y S. Pedro, Roma

Inspirados en las citas de
En el Vientre de la Ballena, Textos alquímicos
de Federico González
[1]


MVET
Nos identificamos con el cuerpo físico y sufrimos por ello, pues este, según nosotros, siempre debería ser “mejor”: más alto, más bajo, más negro, más blanco etc. etc. Qué decir de nuestro actuar en el medio, en el mundo, adoptamos máscaras en parte heredadas, en parte moldeadas por las circunstancias que nos han tocado en la vida, comenzando por el nacimiento. Y creemos ser esas máscaras que mantenemos a toda costa en contra de nuestra verdadera identidad. Si pudiéramos detenernos un momento, y concentrados en el silencio invocar a la deidad, esta se haría presente, y entregada nuestra voluntad el mundo resplandece y todo se vuelve luz.

MVET Al compás del ritmo respiratorio vivimos, tan es así que cuando este cesa morimos; sin embargo a menudo lo olvidamos, por no decir que apenas somos conscientes de ello. La alquimia de la respiración trata de percibir y fijar el hálito vital, el prâna de los hindúes, que en su sentido más universal se identifica con Brahma, que no hay que confundir con Brahmâ (cualificado) el que junto a Vishnu y Shiva conforma la Trimurti hindú. Conjugando los opuestos el peregrino se va acercando al punto donde se siente “toda la fragancia de la rosa, el auténtico perfume de la flor” (Federico González, Noche de Brujas).

JMR Si todo late y respira y todo son ciclos dentro de ciclos, de lo más pequeño a lo más grande, y nosotros, como todos los seres, igualmente estamos conformados así –somos también eso–, se entiende que el símbolo, esa prenda de los dioses que comunica ámbitos análogos entre sí, sea un vehículo para acceder al Origen; y en particular el símbolo del círculo o la rueda, especialmente si recordamos que: "Dios es un círculo cuyo centro está en todas partes y su circunferencia en ninguna" (N. de Cusa). La serie horizontal se detiene ante la flor de seis pétalos que es el sello de la analogía.

MVET Un viaje prototípico que incumbe al ser en cuerpo y alma, abandonamos los vehículos que van apareciendo en el camino una vez agotada su función. Siempre adelante, ya se sabe que no hay que mirar atrás, basta con recordar a la esposa de Lot o a Orfeo, (quien por cierto durmió al terrible Cerbero tocando su lira) volviéndose a ver a su amada Eurídice. Caminamos por la Gracia que todo lo puede y alegres, o no, en la esperanza de un mundo nuevo que es un estado interno y a la vez el mundo que llega.

JMR Conozco el mal, también el de los "buenos", su sonrisa pérfida, la de los que poseen "la verdad" y tan satisfechos de sí –anotados a la "lista oficial"– esperan imponerla y así luego, en el momento esperado, recibirán su pago, tal vez un apretón de manos de parte de Dios…
Conozco el mal de querer "ser algo", en lugar de amoldarse a lo Desconocido, aceptando constantemente lo que Es en sí mismo, cualquier cosa que sea, también en uno mismo, según lo enseña la entera Naturaleza.
En el cielo hay una Estrella que permanece inmóvil y lo atrae todo hacia Sí.
Ser congregado en el Centro, donde no hay acepción de personas.


MVET El asno representa el lado izquierdo (ahí le vemos en la cueva de Belén) oscuro, pasivo; la bestia que tiende a lo horizontal pero que puede ser domada y convertirse en vehículo del viaje vertical.

JMR La fuerza de la gravedad indica la vertical, que es propia del ser humano y símbolo del eje interior.
Bien plantada en la tierra y en conexión con lo alto, la mujer (yin) impide con gracia que el animal (de color amarillo) cierre las fauces, mientras la fuerza se invierte y comienza su ascenso, como el fuego.

MVET A veces, como decíamos más arriba, estamos tan “ocupados” que ni tiempo tenemos de respirar, es decir de cobrar conciencia de que hay otros mundos además del literal. Detenerse es imprescindible para poder navegar por ellos. Recordar a María y desprenderse de Marta, dejar de hacer gestos y trabajos innecesarios que nos encadenan a la circunferencia de la rueda y nos alejan del centro.


JMR Exacto, la única ocupación válida es ejercitar la Memoria.

MVET El mundo vegetal es un reino exuberante, desde siempre el hombre ha obtenido de él remedios para sus males y aflicciones, y también elixires para potenciar el viaje por los mundos del alma; las llamadas plantas sagradas son verdaderamente un regalo de la naturaleza siempre generosa, penetran en nosotros ayudándonos a poner orden, a veces empezando por hacernos evidente lo que no es y la imperiosa necesidad de evacuarlo. Rayos que llegan rasgando velos de ignorancia, iluminando el camino, respondiendo preguntas; instruyéndonos, en definitiva, en el misterio de nosotros mismos.

JMR Estos intermediarios vegetales constituyen una verdadera "medicina" espiritual, su función es regeneradora y reveladora, aunque puedan proceder mediante "deconstrucciones" del hombre viejo, o sea de lo que creemos ser; por eso es importante internalizar la doctrina, la comprensión -no el dogma-, para tener la libertad de entregarse a su intermediación. Son entidades sagradas que pertenecen al mundo tal como él es, por lo que hay que estar preparados para aceptar su demostración de nuestra ignorancia; no van a hacer el trabajo por nosotros, pero su espíritu se entrega al hombre sin reservas en comunión, ayudándole -y hasta forzándole- a romper la costra profana de sus propios mecanismos laboriosa e íntimamente construidos, a veces simplemente aceptados, inculcados desde la primera niñez.

MVET Recordamos unas palabras de la introducción del auto sacramental Noche de Brujas: "aún se mantienen los del lugar, el Señor de Mont-Real y sus dos hermanos, uno clérigo y otro sabio y alquimista y todos conocedores de los secretos de la ciencia y las tradiciones de sus antepasados”. Hoy la falta de aire es tan grande que la asfixia es general, pero ya se sabe que la excepción confirma la regla. Hermes sigue insuflando aire allí donde puede, donde le dejan, donde encuentra un espacio virgen. Y sigue vivo lo que se decía ayer: “Se parió a si mismo en la soledad y el silencio de la selva llamado por el Misterio, y se reconoció en su intimidad como una imagen del Ser. Y alumbró un mundo y una nueva humanidad.”

JMR Este es el "sistema". Como el juego de los caballitos (la rueda del carrusel para niños donde estos caballitos muñecos dan vueltas mientras suben y bajan) y sin poder salir ¡para toda la vida! Eso en cuanto a lo social y lo personal; en lo que se refiere a esa deidad, es tratar con un tecnócrata que lo sabe todo (cuando en realidad no se conoce a sí misma).


JMR Somos conducidos a un modo de ver puramente dual (curiosamente basado en el lenguaje máquina: 0-1: desactivado-activado) y ese modo de funcionamiento que se supone no falla en sí mismo –es el "ordenador", o sea la "computadora", una calculadora– pasa a encarnar la verdad que está así muerta.


MVET Una tierra viva, o al menos mucho más que la vieja Europa, un símbolo de la tierra arquetípica que todos reconocemos, y en la que nos sumergimos con la alegría del niño que penetra en un espacio otro, mucho más aireado, donde la fuerza de los elementos nos despierta posibilidades dormidas y nos encanta con sus colores, olores y sobre todo con ese algo inaprehensible, pero bien patente, que es el poder, la ternura y la calidez de la selva, que siempre extrañamos.

MVET “El viaje es largo y por etapas. Recordemos por otra parte que hay una promesa liberadora y un pacto que compromete por igual a ambas partes.” (F.G., En el Útero del Cosmos).

Por otro lado sabemos que la oración del corazón es la vía más eficaz para mantenernos unidos al centro, al punto aquel donde el yo se entrega, afirmándose el Yo, haciendo posible la liberación del sí mismo y la realización del Sí Mismo. Perseverar hasta el fin, Dios quiera que así sea.

MVET Nuestra ascendencia es divina, y también nuestro destino. Curiosamente el olvido de esta realidad ha llevado al hombre a una especie de idolatría egocéntrica: “Creemos que somos más vivos que los demás, que nadie es mejor que nosotros, cosa muy curiosa e imposible, pues ese es el credo de cada cual compartido por todos.”(*) Cuánta miseria; encerrados en la náusea de nuestros pobres deseos e ilusiones no podemos ¿o será que no queremos? salir del vientre de la ballena. Hay que entregarse y permitirse ser liberado por la deidad. Por la Vida y la Luz.
((*) Ibid.)

JMR Quizá la televisión es el vehículo más utilizado por dicha bomba de sueño. También la Internet y las "nuevas tecnologías" incluidas las llamadas "redes sociales", vehículos de la moda y las tendencias fraguadas por el propio medio, a cuyo son se baila aunque sea con el disfraz del rebelde: "Juan: También líbrame Señor de los imaginativos y 'creativos', sus opuestos análogos, los chicos malos del paseo. Tú sabes que te pido con todo el corazón que no me concedas sus fantasías. Líbrame de los oficialistas y los rebeldes pues entre ambos conforman el sistema. ¡Sálvame Señor del condicionamiento que me ha impuesto la burguesía ilustrada!". Aquí hasta nos presentan a: "científicos progresistas que recién han descubierto la materia". Es curioso el siguiente hecho, que pasa desapercibido: "la sociedad del dinero tiene el precio más caro del mundo."
En conclusión: "Hemos sido condenados a tontera perpetua. Este lugar infrahumano es el infierno, gobernado por el príncipe de este mundo. Arrastrando la maldición de nuestro infantilismo y puerilidad hemos venido a parar a este pestilente sitio. La mansión de Satán, como un barco que se hunde. De la que debemos evadirnos inmediatamente. ¡Sálvese quien pueda!". (Citas: F.G., En el Útero del Cosmos. Comedia Hiperrealista de Alcance Subliminal)

MVET Carlos Castaneda, en su Viaje a Ixtlán habla de este sueño colectivo, de este mundo entregado al sopor del que “debemos evadirnos inmediatamente. ¡Sálvese quien pueda!”

"-Voy a mi casa, en Ixtlán -les dije.
"-¿Andas perdido? -preguntó alguien.
"-Sí -dije-. ¿Por qué?
"-Porque Ixtlán no queda para allá. Ixtlán está para el otro lado. Nosotros vamos allí -dijo otro.
"-¡Vente con nosotros! -dijeron todos-. ¡Tenemos comida!"
Don Genaro dejó de hablar y me miró como si esperara una pregunta.
-Bueno, ¿qué pasó? -pregunté-. ¿Se fue usted con ellos?
-No -dijo-. Porque no eran reales. Lo supe de inmediato, apenas se me acercaron. Había en sus voces, en su amabilidad algo que los delataba, sobre todo cuando me pedían ir con ellos. Eché a correr. Me llamaron y me rogaron que volviera. Las súplicas me perseguían, pero yo seguí corriendo.”

MVET Siervos de un amo invertido, así están las cosas y así está el hombre en un mundo como este. “donde el culto del ego –esa personalidad imaginaria y para colmo heredada– impera.” Qué barbaridad, casi cuesta creer que se haya llegado a esta situación. Todo nos es enseñado, y si el aprendizaje es equivocado los resultados no pueden ser sino grotescos, monstruosos; y lo son cada vez más, en progresión geométrica. ¿Hasta dónde llegará este sin sentido? (Cita: En el Vientre de la Ballena)

JMR La niña automática es una pelusilla algo hipnótica encarnada por momentos por multitud de pequeñas hembras encantadas consigo mismas incluso cuando sufren un trauma (también automático); algunas nunca sufren ninguno, o ni se dan cuenta.


MVET El pensamiento precede a la acción, todos lo sabemos, eso nos indica la dirección del movimiento que se va haciendo mayor a medida que se aleja de su origen, que paradójicamente es inmóvil. “Advirtamos otra clara diferencia: la unidad se desdobla produciendo el binario y nunca el binario podría ser el origen de la unidad”. (F.G., En el Útero del Cosmos)


MVET El círculo, para algunos, es el colmo de la Belleza, y como nos señala el texto de hoy un símbolo pleno de significado y enseñanza, al mismo tiempo que sencillo, simple, nítido.

“Entonces ocurrió lo que no puedo olvidar ni comunicar. Ocurrió la unión con la divinidad, con el universo (no sé si estas palabras difieren). El éxtasis no repite sus símbolos; hay quien ha visto a Dios en un resplandor, hay quien lo ha percibido en una espada o en los círculos de una rosa. Yo vi una Rueda altísima, que no estaba delante de mis ojos, ni detrás, ni a los lados, sino en todas partes, a un tiempo. Esa Rueda estaba hecha de agua, pero también de fuego, y era (aunque se veía el borde) infinita. Entretejidas, la formaban todas las cosas que serán, que son y que fueron, y yo era una de las hebras de esa trama total, y Pedro de Alvarado, que me dio tormento, era otra. Ahí estaban las causas y los efectos y me bastaba ver esa Rueda para entenderlo todo, sin fin. ¡Oh dicha de entender, mayor que la de imaginar o la de sentir! Vi el universo y vi los íntimos designios del universo. Vi los orígenes que narra el Libro del Común. Vi las montañas que surgieron del agua, vi los primeros hombres de palo, vi las tinajas que se volvieron contra los hombres, vi los perros que les destrozaron las caras. Vi el dios sin cara que hay detrás de los dioses. Vi infinitos procesos que formaban una sola felicidad y, entendiéndolo todo, alcancé también a entender la escritura del tigre.” (Borges, El Aleph)

MVET Siete grados, siete chacras, siete los círculos del purgatorio de Dante, siete las cuerdas de la lira de Orfeo, siete los sabios, siete peldaños por los que el peregrino va haciendo su viaje, hasta arribar al “lugar” aquel donde siempre estuvo, del que nunca salió, y que recién recupera por la gracia divina que misteriosamente le lleva de vuelta a sí mismo, al Sí Mismo pues ya no hay diferencia ninguna.
En el Apocalipsis son siete las iglesias a las que se señala sus actos favorables y contrarios.

A los de la primera se les dice:
"el que tenga oídos oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias: al vencedor le daré a comer del árbol de la vida, que está en el paraíso de Dios".

A la segunda:
"el vencedor no sufrirá daño de la muerte segunda".

A la tercera:
"al vencedor le daré maná –escondido–, y le daré también una piedrecita blanca, y, grabado en la piedrecita, un nombre nuevo que nadie conoce, sino el que lo recibe".

A la cuarta:
"al vencedor, al que se mantenga fiel a mis obras hasta el fin, le daré poder sobre las naciones, las regirá con cetro de hierro, como se quebrantan las piezas de arcilla. Yo también lo he recibido de mi Padre y le daré el Lucero del alba".

A la quinta:
"el vencedor será revestido de blancas vestiduras y no borraré su nombre del libro de la vida, sino que me declararé por él delante de mi Padre y de sus Angeles".

A la sexta:
"al vencedor le pondré de columna en el santuario de mi Dios, y no saldrá fuera ya más; y grabaré en él el nombre de mi Dios, y el nombre de la ciudad de mi Dios, la nueva Jerusalén, que baja del cielo enviada por mi Dios, y mi nombre nuevo".

A la séptima:
"Al vencedor le concederé sentarse conmigo en mi trono, como yo también vencí y me senté con mi Padre en su trono"


MVET Un hombre cada vez más parecido a un autómata, a un robot programado que va recibiendo instrucciones de un medio más y más computarizado, hasta llegar al colapso. Sólo parece existir el exterior, el aspecto físico que se luce como si fuera algo importantísimo, pieles estiradas, mucho botox para eliminar arrugas, músculos visibles aunque sea a base de anabolizantes, etc etc. Verdaderamente ¡que el Rayo divino se apiade de este mundo y nos libere de tanta tontera y estupidez! ¿Por qué buscar fuera lo que está dentro? ¿Acaso la belleza no tiene más que ver con el resplandor de la Idea o la luz del Conocimiento?

MVET “¿Qué fuerzas obscuras nos arrastran a los hombres a la literalidad?” A una literalidad cada vez más burda, pareciera que este precipicio no tiene fin. Mejor reírse de janeiro y celebrar la vida con sus luces y sombras, sin querer poseer nada; cosa muy en boga actualmente donde tener mucho (muchas cosas) es lo deseable, llegando al extremo de comprar y acumular cosas innecesarias incluso inútiles. Mejor libres como el loco del Tarot.

MVET Somos hijos de un mundo muy, pero que muy enfermo, entonces qué cabe esperar de nosotros sino que tengamos los mismos males y los vayamos difundiendo a nuestro alrededor. Todo nos es enseñado, el hombre nuevo aprende a desaprender, es decir se somete al fuego purificador de la Enseñanza para que esta le libere de lo que no es, de todo aquello que atesoramos y que no es sino vanidad e ilusión. Un mundo nuevo es un mundo regenerado, donde todo ha pasado, donde nada se espera, y donde todo nos es dado por el sencillo hecho de que a todo hemos renunciado.


JMR "El neófito advierte «los Misterios del ser» en el Ser mismo que, como él, no sabe quién es, al punto de tener que contemplarse en el iniciado –una vez que éste se ha desembarazado de la espesa maraña de sus condicionamientos e ignorancia–, para conocerse. En este sentido creamos a Dios para que éste pueda mirarse en nosotros, la creatura, o sea que la madre auto generada pare al padre para que éste pueda fecundarla y de ese modo engendrar al mundo tal cual lo refieren distintas mitologías." (F.G.F., Diccionario de Símbolos y Temas Misteriosos, Iniciación).

JMR Saturno es una forma de Eros.

MVET “A ti, melancólico antiguo, que permanentemente recuerdas la memoria del mundo.
(…)
Bien, comencemos el trabajo que nos toca ahora. Debemos empezar por el cuadrado mágico de nueve casillas, verdadera síntesis simbólica del cosmos, llamado de Saturno.” (Noche de Brujas, F.G.F.)

 


Subir

NOTA

[1] Publicados en la página de Facebook Miscelánea Hermética entre los días 5 y 26 de septiembre de 2013.